Mil lunares

¿Te cuento un secreto? Pero shhh… no se lo cuentes a nadie, que quede entre tú y yo, no puede enterarse nadie. He perdido la cuenta de las veces que he contado los lunares de su espalda. Sí, ese es el secreto. Sé que un día prometí que iba a llegar hasta el infinito ySigue leyendo «Mil lunares»

Sentimientos enfrentados

Te veo delante de mí, te miro con ojos de deseada indiferencia pero ésta no llega y pasa por mi cabeza la pena, la rabia, la frustración, solo de pensar en aquellos días… Aquellos días en que las miradas volaban sin parar, en que las palabras salían con el ánimo de que no se iban aSigue leyendo «Sentimientos enfrentados»

Ay… la música

Acordarse de un amor perdido que te ha dejado en el olvido, evadirse de eso tan insoportable que no se va de la cabeza, sonreír porque escuchas justamente lo que sientes en tu alma, acordarse de que no hay por qué estar triste porque la vida es maravillosa, desear saltar simplemente porque eres feliz… YSigue leyendo «Ay… la música»

¡Silencio!

Miro el folio en blanco, la barrita parpadeando ansiosa de que lo llene con palabras y mis dedos vacilan sobre qué escribir, esperan mis órdenes, como soldados, aunque ellos saben lo que quieren escribir, lo han hecho tantas veces que solo saben de amor, sentimientos, latidos que suspiran por alguien, miradas furtivas, sonrisas, roces inocentes,Sigue leyendo «¡Silencio!»

¿Cabeza o corazón?

Una vez lo fuimos todo. Una vez no fuimos más que nada. Hubo un tiempo en que volvimos a serlo todo, un tiempo en el que nuestros corazones eran solo uno y en el que dejamos atrás todo lo malo que había pasado entre nosotros. Ahora, otra vez, no somos más que niebla en elSigue leyendo «¿Cabeza o corazón?»