La estación

Siete de la mañana. La ciudad luce radiante mientras el mundo se va despertando poco a poco. Parece un día como cualquier otro, el mismo rostro refleja en el espejo, las mismas ganas de trabajar, pocas, casi ninguna, ¿para qué? Solo esperan reuniones, broncas, malas caras, fingir una sonrisa ante los mismos de siempre. LaSigue leyendo “La estación”

Vuela

Mírame a los ojos… no, no bajes la mirada si no lo sabré enseguida. Te delataste tú misma en ese mismo instante en que bajaste la mirada hacia mis labios cuando nos pusimos a centímetros, lo hiciste cuando en tu mente querías hacer volar mi imagen,  te delataste cuando querías saber cosas sobre mí, cuandoSigue leyendo “Vuela”

¿Lo notas?

Bufff… es ella, tan morena, tan sonriente, tan… ella, simplemente ella… La miro, no puedo evitarlo, mis ojos van hacia ella sin que yo pueda hacer nada, se sienten arrastrados por su dulzura, su simpatía, el deseo de tocarla, acariciarla, por el deseo de que el tiempo se pare por un instante, que nada niSigue leyendo “¿Lo notas?”